El Customer Experience ha empoderado a los consumidores.

A lo largo de la historia de las ventas, se han creado diversas formas, técnicas y teorías para captar la atención de los clientes, las cuales han ido evolucionando al pasar los años y los nuevos avances en tecnología. 

El mundo de las ventas ha dado un vuelco de 180º, lo que ha embarcado a las marcas a navegar en nuevos océanos, donde la interacción del público es mucho más relevante que en otros años. 

Las marcas se han visto en la necesidad de modernizar sus estrategias, para así lograr estar a la vanguardia, en lo que respecta a la experiencia de usuario, el objetivo es mejorar la interacción con quienes consumen sus productos. Nos referimos al concepto de Customer Experience o, simplemente, CX, ¿Te es familiar este concepto? Si tu respuesta es no, te contamos que se refiere a la suma de experiencias que un cliente tiene con una compañía.

Concepto que ha estado en apogeo, las marcas han apostado por entregar una experiencia de calidad, desde la virtualidad, es por eso que grandes marcas como Nike han innovado en crear apps que transformen la experiencia de usuario, pero no solo las grandes marcas, también las pymes, que debido a las contingencias nacionales han innovado su forma de vender y ofrecer sus servicios y/o productos.

Un informe de “Los nuevos escenarios del Customer Experience en Chile” reporta que un 76% de los clientes no confía en las marcas, mientras un 53% está conforme. Por otro lado, el 68% de los chilenos afirma que la experiencia con la marca es tan importante como el producto o servicio que brindan. Es por esto que una de las acciones más importantes que debe considerar una marca, es la creación e interiorización de la identidad corporativa que se desea crear y plasmar en los trabajadores. 

Es en esta instancia donde empresas como 3B U, entregan servicios que tienen el objetivo de crear interacciones entre la comunidad de trabajadores a través de una experiencia, en otras palabras, del Customer Experience. 

Nos adaptamos a la virtualidad y encontramos una nueva forma de entregar experiencias para aquellas marcas y trabajadores, que se establecieron de forma remota, con el propósito de formar una comunidad a través de la interacción virtual. Actividades que amenizarán la jornada laboral y favorecerá las ganas de trabajar y entregar un servicio de calidad.